Frente a unas instituciones que su única solución es dar la espalda a miles de familias trabajadoras, estamos hartos de ser los últimos de un sistema corrupto y moribundo. Nosotros nos organizamos.

Más de 400 niños recibieron más de 1.200 juguetes el pasado 5 de enero en actos del Banco Obrero por todo el Estado.

Hay alternativa y la estamos construyendo.

¡Viva el Frente Obrero!

¡Haz click aquí para acceder a la CRÓNICA completa!